Misión de la Facultad

Formar integralmente profesionales médicos con capacidad de liderazgo, valores cristianos, principios bioéticos, científicamente calificados y comprometidos con la salud y la vida.

Visión de la Facultad

La Facultad de Medicina de la PUCE, será una institución académica acreditada, reconocida por la comunidad nacional e internacional, como un modelo de la formación médica, por su capacidad de investigación, de gestión académica, ética y científica; por la aplicación de tecnologías de la información y comunicación (Tics) en procesos de enseñanza innovadores; por el compromiso con el ser humano y el trabajo en equipo; así como, por su contribución efectiva a la solución de los problemas de salud del país en el marco de la Atención Primaria de Salud (APS).

Perfil de Egreso

El médico general egresado de la Pontificia Universidad Católica del Ecuador (PUCE) es un profesional integral con formación científica, ética, humanística y con responsabilidad social.  Posee habilidades básicas en una segunda lengua  y gestiona su formación continua. Entiende el proceso salud-enfermedad desde los determinantes de salud y ejecuta acciones de promoción, prevención, atención, rehabilitación y cuidado paliativo al individuo, la familia la comunidad, desde su diversidad cultural, en los niveles y ámbitos de atención nacionales e internacionales; en concordancia con el perfil epidemiológico y la evidencia científica disponible.  Trabaja en equipo y participa efectivamente en el sistema de salud, acorde con el marco legal vigente, a través de la comunicación con el paciente, su familia, el equipo de salud y la sociedad en búsqueda de la calidad en la atención.

MENSAJE DEL DECANO, DR. EDISON CHAVES ALMEIDA

(2011-2013)

Se han cumplido muchas metas a lo largo de los dieciséis años de nuestra facultad, durante los cuales cada docente y estudiante han dado su mejor esfuerzo para lograr un médico comprometido con la patria, la sociedad y la fe.

Hace diecisiete años era evidente que la ciencia y la tecnología se habían desarrollado de una manera vertiginosa durante las ultimas décadas, priorizando la lucha contra las enfermedades, y dejando a un lado el delicado equilibrio entre lo humano y lo ético. Es así como nuestra Facultad tuvo también desde sus inicios el reto de lograr altos niveles académicos, pero siempre regidos por las leyes humanas y los mandamientos de la ley de Dios, bajo un ambiente humanista, sin temor al debate universal, buscando siempre el bienestar integral de los seres humanos, dispuesta a luchar en todo momento por la defensa de la vida.

Me es grato recordar este día, como al inicio de la naciente Facultad de Medicina de la PUCE, uno de los asesores internacionales, el Dr. Michael Alkan, nos dijo algo muy importante: "El taller de las más finas joyas, no es reconocida por sus grandes instalaciones, renombrados artesanos, experimentados gerentes o dirigentes, sino por su incomparable y valioso producto". Ese valioso producto es nuestro estudiante de Medicina, convertido en el médico sensible, capaz, humano, respetuoso de la vida, consiente de sus limitaciones, dispuesto a luchar cada día contra sus temores, en paz consigo mismo y con Dios, con la satisfacción del trabajo realizado, sin sentirse inferior y peor aun, sentirse superior al paciente ni a sus colegas, ya que el trabajo del médico es un trabajo en equipo, con matices de educador y amigo.

Recordemos también que los docentes en esta Facultad, no fuimos capacitados para "enseñar" a nuestros estudiantes, sino al contrario, para acompañarlos en el proceso de aprendizaje, para que puedan descubrir por sí mismos y con nuestro apoyo, los milagros y misterios de la vida, tomando en cuenta que para el médico los conocimientos serán siempre cambiantes, y que en medicina nada es absoluto. Quiero dejar constancia a las autoridades de la PUCE, mi gratitud por la confianza depositada en mi persona y colaboradores, y que a partir de hoy, nuestro equipo está constituido por todos y cada uno de los docentes, estudiantes, trabajadores, y administrativos, sin excepción alguna, ya que, en estos dos años, todos compartiremos la responsabilidad de hacer una Facultad que nos enorgullezca.

A mis compañeros docentes, mi entrañable amistad, y el compromiso mutuo de la crítica constructiva, gentil y comedida como nos enseño nuestro Decano fundador, el Dr. Oswaldo Chaves Cevallos, siendo esta la herramienta más valiosa para fortalecer el trabajo, la unión y el compañerismo en los años venideros.

A los estudiantes, por quien y para quienes esta hecha esta Facultad, les recuerdo que las puertas de todos los que conformamos el cuerpo docente y administrativo están abiertas para juntos trazar la ruta de los próximos años y lograr la excelencia sin descuidar los ideales que motivaron su creación.

Mi mensaje de gratitud a los padres de familia de nuestros estudiantes que entregaron a nuestra institución el bien más preciado para todo padre y madre: sus hijos, y finalmente reitero mi agradecimiento a nuestras familias, que silenciosamente nos han brindado su apoyo todos estos años, como héroes anónimos de esta incomparable y hermosa realidad que es la Facultad de Medicina de la Pontificia Universidad Católica del Ecuador.

Muchas gracias.

Dr. Edison Chaves Almeida

Decano - Facultad de Medicina PUCE

 


 Facultad de Medicina
Secretaría
Teléfonos: 299 1804, 299 1700 ext. 1804/1163/1447/1475
Av. 12 de Octubre 1076 y Roca
Quito, Ecuador

 
 

Anuario 20 Años